Desmaterialización de las Emociones Secundarias

Me imagino que a muchas de ustedes les ha pasado como a mí, que a pesar de ir a terapias con psicólogos o alternativas (thetahealing, lectura de ángeles o registros, etc.), con el fin de sanar emocionalmente, en ocasiones aún sienten emociones de las que no entienden su origen y que les cuesta dejar de sentir.

Si es el caso, también coincidirán conmigo que cuando sabes que sigues sintiendo dichas emociones y repites aquellos patrones por los que precisamente iniciaste terapia, la frustración e impotencia imperan.

Dichas emociones se denominan como primarias, que son aquellas que energéticamente heredamos de nuestras madres. En mi caso son la confusión, drama extremo, desanimo profundo, llanto contenido, sentimientos de rechazo y des-protección, auto-lesión y obstinación.

Lo que les comparto con el corazón abierto, no es con la intención que identifiquen sus emociones primarias y corran con sus Mamás para reclamarles lo que ellas gestaron en ustedes. Al contrario, es para que seamos compasivas y por, sobre todo, transmitirles un ejercicio para des-materializar dichas emociones/energía y cambien su realidad al crear todo lo que elijan desde un nivel vibratorio positivo.
Este ejercicio se debe realizar por 21 días consecutivos, sentadas en una silla o cama, con los pies sobre el piso y en las noches:

1. Con los ojos cerrados, realizar 3 respiraciones profundas y colocar sus manos sobre rodillas, con las palmas abiertas y hacia arriba.
2. Hacer un análisis de su día y del evento que más las movió, como una discusión.
3. Una vez que recrean en su mente el evento, es muy importante que se permitan revivir emociones y que las identifiquen. Por ejemplo, ¿qué pensé? ¿qué sentí? ¿cómo actué durante el evento?
4. Visualizar que las emociones se re-integran en ustedes y que entran a su cuerpo por sus cabezas, costados, espaldas, brazos, piernas y pies.
5. Una vez concluido lo anterior, deberán levantar sus manos a la altura de su corazón y visualizar como en cada una de sus manos se forman unas esferas de luz que van ayudarlas a limpiar el evento.
6. Pedirle a Dios que este presente y que se des-materialicen las emociones primarias que sintieron en dicho evento.
7. Posteriormente, llevan con sus manos las dos esferas en forma de triángulo invertido a la base de mi espina dorsal, en la entrepierna.
8. Acepten que el evento fue una creación suya, para limpiarlo y liberarlo.
9. Por último, visualicen como las dos esferas que se encuentran en su entrepierna llenan de color rosa mexicano ese espacio de su cuerpo, suben y llenan también su ombligo, estómago, pecho, garganta, entre cejas y punta de la coronilla de la cabeza.
10. Cuando concluyan, pidan a las esferas que se retiren de ustedes.

El ejercicio también lo pueden realizar para des-crear un proceso doloroso como una enfermedad, accidente, divorcio, etc.

En caso de que quieran descubrir sus emociones primarias heredadas, pueden acudir a una terapia con mi maestro Miguel González Cruz (teléfono: 55 20 94 94 83).

Norma Ortiz Galán

Socia

Norma Ortiz cursó la Licenciatura en Derecho en la Universidad Iberoamericana, A.C. Con doce años de experiencia en las áreas de derecho corporativo y marcas, es socia fundadora de ROSALES Y ORTIZ, S.C. desde octubre de 2014. Norma ha participado en diversas transacciones de clientes nacionales y extranjeros y proporciona asesoría a personas físicas y morales en asuntos relativos a fusiones, adquisiciones, marcas y telecomunicaciones, entre otros.

No Comments Yet

Comments are closed